“EL CRISTIANO INCLUYE, NO CIERRA LAS PUERTAS A NADIE”, DIJO FRANCISCO

Reflexión al respecto:

Una de las consecuencias negativas de esta “exclusión” que señala el Papa y que puede ser subsanada a tiempo, se puede percibir, fácilmente, analizando una situación no advertida, que lamentablemente influye muy negativamente en un instrumento perteneciente a la Iglesia y que es “clave” para la evangelización actual y futura: la emisora de TV ABIERTA, LRL456 CANAL 21.

En efecto, las nuevas asignaciones de las Resoluciones Nros. 35 y 38 de la AFSCA, de febrero de 2015, implican una pérdida considerable de espacio (ancho de banda menor) y de desarrollo independiente (planta transmisora no propia) en el único canal radioeléctrico asignado a la Iglesia por Decreto en el año 2001, correspondiente al servicio de radiodifusión televisiva, que es abierto, directo y gratuito en el área metropolitana de Buenos Aires y que, a su vez, es retransmitido por redes de distribución a una considerable cantidad de población hispano-parlante, en América y Europa.

Esta reducción de espacio y de independencia, muy concreta y visible, resta, no suma, excluye, no posibilita difundir otras expresiones de un mismo Mensaje en un futuro de emisión digital (que sí lo permitiría si se revierte esta situación negativa), lo cual hace enmudecer las mismas, afectando a la Iglesia en forma muy desfavorable respecto a lo que, justamente, predica en la persona del Papa Francisco. Actualmente, por las implicancias públicas de una emisora de muy “alto perfil” debido a su actual cubrimiento internacional y también por ser catalogado como el "canal del Papa", se vislumbra, inevitablemente, una grave “traba” para su misión evangelizadora.

Nuestra intención es aportar lo que conocemos, sin ánimo de avasallar ninguna conducción. Simplemente, se trata de que la Iglesia no pierda un espacio y una independencia muy importantes en un instrumento de evangelización de esta envergadura, que fue evolucionando desde lo más pequeño, a través de muchos años de trabajo y que, en el camino de dicha evolución, puede tener alguna corrección “fraterna”.

Buenos Aires, enero de 2016.

Fuente:
www.telemision21.com.ar